El polémico tarot

El tarot es una creación europea. Las referencias más antiguas documentadas fueron encontradas en la ciudad italiana de Ferrara y datan de 1442. El ejemplar más antiguo de una baraja de tarot existente actualmente fue producido en Milán y se supone que fue fabricado en 1441. Poco más de 60 años antes, se registran las primeras referencias de existencia de cartas de juego en Europa.

Ha correspondido a los europeos un aumento de 22 cartas a la composición de los juegos de cartas europeos pioneros que ya eran populares al norte de Italia. En estas cartas, se utilizaban imágenes con la iconografía popular típica de la época, cuyas alegorías se usaban extensivamente en la ilustración de libros y en la ornamentación arquitectónica. La función de estas cartas adicionales (designadas por triunfos) es la de superar cualquier carta normal jugada en la misma mano, en la disputa de cada una de las rondas de los juegos de bazas, clase de juego cuya estructura es la misma que la del actual juego de bridge, y que siguen la estructura de los juegos originales practicados por los mamelucos.